China reiteró hoy su apuesta por estrechar la comunicación con Estados Unidos durante el mandato del presidente electo, Joe Biden, y así garantizar el desarrollo estable y fluido de los nexos bilaterales.

Wang Wenbin, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, dijo a periodistas que su Gobierno siempre consideró al diálogo como la mejor herramienta para analizar las discordias, pero debe cimentarse sobre la base del respeto mutuo.

También llamó a ampliar la cooperación con iguales beneficios para cada lado y darle estabilidad a los lazos tras meses de roces en distintos frentes.

Wang dejó entrever que Beijing transmitirá saludos oficiales a Biden cuando culmine el proceso donde se ratifica al vencedor de las elecciones presidenciales en Estados Unidos.

La semana pasada el vicecanciller Le Yucheng manifestó confianza en que una nueva administración norteamericana tenga voluntad de manejar y pasar la página sobre la escalada de fricciones que mantienen los vínculos bilaterales en su peor etapa de la historia.

Según afirmó, Beijing espera trabajar junto a Washington bajo los principios de no confrontación, respeto mutuo e intercambios con ganancia compartida, pues tienen muchos intereses en común y también amplio espacio para la cooperación.

China analiza con mesura la proyectada victoria de Biden pues aunque avizora la distensión en algunos frentes, está convencida de que continuará el mismo enfoque en las relaciones bilaterales.

Aparte de la guerra comercial iniciada en 2018, los dos potencias en los últimos meses vieron un deterioro de sus nexos tan peligroso que voces internacionales temen un conflicto militar.

Las tensiones abarcan distintos terrenos, incluidos temas tan sensibles como el apoyo de la administración de Donald Trump a las aspiraciones separatistas en Taiwán.

China deplora cada acción norteamericana, denuncia su carácter injerencista y advierte sobre las consecuencias para la paz y estabilidad en la región.

jf/ymr