Bielorrusia ha desplegado casi la mitad de su Ejército a lo largo de las fronteras occidentales, declaró el presidente del país, Alexandr Lukashenko.

“Hemos desplegado casi la mitad de nuestro Ejército bielorruso”, cita la agencia de noticias Belta a Lukashenko en una reunión con el primer ministro ruso, Mijaíl Mishustin.

“De hecho, tomamos el control de las fronteras occidentales con Lituania y Polonia. Quizás esta demostración haya dado sus frutos”, agregó.

Agresión exterior

Asimismo, Lukashenko señaló que su país tuvo que hacer frente a una agresión exterior, y si no fuera por el apoyo de Moscú, se vería en una situación complicada, comunicó la agencia de noticias Belta.

El líder bielorruso expresó su agradecimiento a Rusia por el apoyo prestado.

“Existe una línea roja que la que a nadie se permite cruzar. Si esto sucede, reaccionaremos con toda la dureza de la ley”, advirtió Lukashenko y también constató que “el país está trabajando, aunque muchos quisieran, especialmente unos vecinos, que ya esté en ruinas”.

Bielorrusia es escenario de protestas desde el 9 de agosto por los resultados de las elecciones presidenciales que revalidaron al actual mandatario, Alexandr Lukashenko.

Según el escrutinio oficial, Lukashenko obtuvo el 80,1% de los votos, pero la oposición insiste en que su candidata, Svetlana Tijanóvskaya, ganó las elecciones y exige una repetición de los comicios, opción que Lukashenko ha descartado en términos contundentes.

En los primeros días de las protestas las fuerzas del orden recurrieron al gas lacrimógeno, las balas de goma, los cañones de agua y las granadas aturdidoras para dispersar a los manifestantes.

Según el Ministerio del Interior, las movilizaciones se saldaron con tres muertos, centenares de heridos, entre ellos más de 120 agentes y más de 6.700 detenciones.

Fuente: https://ift.tt/31QLy4C

from Blogger https://ift.tt/3gWnSjE
via IFTTT