El paro en Francia contra la reforma de la jubilación impulsada por el gobierno entró hoy en su jornada 24, en la cual se esperan protestas de sindicatos ferroviarios.

La huelga que comenzó el 5 de diciembre en reclamo de la anulación del proyecto gubernamental de establecer un sistema universal por puntos, que sustituiría los 42 regímenes actuales de pensiones, ya superó en cantidad de días a la de 1995 y se acerca a las cuatro semanas que duró la de 1986-1987.

Los Ferroviarios de la Confederación General del Trabajo (CGT) y la Federación Sud-Rail convocaron para hoy marchas en esta capital desde la Estación del Norte hasta Chatelet.

Al igual que en las jornadas previas, el transporte público presenta este sábado importantes afectaciones, con menos de la mitad de los trenes circulando entre regiones y ciudades francesas, y solo dos de las 16 líneas del metro parisino funcionando con normalidad, ambas automatizadas.

El gobierno y los sindicatos volverán a la mesa de diálogo el 7 de enero, un proceso que no ha dado hasta ahora resultados, y el 9 tendrá lugar la cuarta movilización nacional contra la reforma, después de las multitudinarias manifestaciones del 5, el 10 y el 17 de diciembre.

Mientras el ejecutivo asegura que su reforma traerá justicia y equilibrio, los detractores del proyecto lo consideran negativo para el bolsillo de los retirados.

tgj/wmr

https://ift.tt/37kuVOO Noticias Internacionales https://ift.tt/37kuVOO