El Gobierno de Costa Rica destinó un millonario presupuesto para atender el problema de desempleo y amortiguar los efectos del cambio de modelo portuario que agobian hoy a los habitantes de la provincia caribeña de Limón.

El segundo vicepresidente de Costa Rica, Marvin Rodríguez, anunció este lunes el Plan de Respuesta Inmediata Interinstitucional por ocho mil 141 millones de colones -unos 14 millones de dólares- poco después de que representantes del Movimiento social por y para Limón entregarán un pliego de medidas para afrontar la difícil situación de esa provincia.

También coincidió en tiempo con la denuncia contra el estado costarricense de diversos sindicatos ante la Organización Internacional del Trabajo por prácticas desleales que perjudican el trabajo decente en la provincia de Limón, donde han sido despedidos unos mil 400 empleados desde la inauguración de APM Terminals a finales de febrero pasado.

De acuerdo con Rodríguez, quien es además el coordinador de la Mesa Caribe, ‘el Plan define acciones para amortiguar los impactos de las nuevas formas de producción, manteniendo condiciones de desarrollo humano sostenible y con identidad cultural, con el fin de promover iniciativas que potencien las capacidades locales’.

El segundo vicepresidente sostuvo que la Mesa Caribe es el espacio para el diálogo, el desarrollo y la inclusión. ‘Tenemos que tomar acciones de forma inmediata como el redireccionamiento de los recursos de la institucionalidad para atender a la población que hoy está en situación vulnerable’, apuntó.

Casa Presidencial precisó que los recursos provienen de programas existentes que comenzaron a implementarse desde este mes por diferentes entidades estatales e indica que la población prioritaria son familias de personas que han perdido sus trabajos particularmente de la industria de la estiba, talleres de mantenimiento y transporte. Abunda que la selección de beneficiarios se realiza en coordinación con los sindicatos de la empresa Dole (Sindicato Industrial de Trabajadores Agrícolas, Transporte Agrícola y Afines de Costa Rica) y de Chiquita Brands (Sindicato Industrial de Trabajadores Costarricenses del Banano y la Piña). Asimismo, en coordinación con algunas empresas y con extrabajadores.

Estas acciones inmediatas para la atención de personas afectadas por los recientes despidos, están acompañadas de proyectos de reactivación y fomento de la economía en la región que se discuten en las sesiones de trabajo de la Mesa Caribe, señala Casa Presidencial.

La Mesa Caribe es una instancia integrada por representantes de la sociedad civil, empresa privada, instituciones y organizaciones para atender de manera integral los problemas de la provincia de Limón. Su formación fue anunciada por el presidente Carlos Alvarado a mediados de febrero.

oda/ale/cvl

via Blogger https://ift.tt/2TNFZBm