SAN SALVADOR (Sputnik) — El ministerio de Relaciones Exteriores de Costa Rica informó que los funcionarios designados por el autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, el diputado opositor Juan Guaidó, abandonarían la embajada de la nación sudamericana en San José.

“El ministro (Manuel) Ventura informó de que la señora (María) Faría ofreció disculpas al señor Presidente de la República, Carlos Alvarado y al pueblo de Costa Rica, por los hechos registrados ayer en sede de la Embajada de Venezuela en San José. La señora Faría se comprometió a hacer abandono hoy mismo (21 de febrero) de la sede de la Embajada, junto a sus asesores, en cumplimiento de una petición expresa hecha por el Ministro”, refiere una nota oficial publicada en la página web de la Cancillería.

Faría ingresó en la madrugada del 20 de febrero a la misión diplomática venezolana junto a sus colaboradores, sin respetar el plazo de 60 días dado por Costa Rica a los representantes del Gobierno de Nicolás Maduro para abandonar el país.

Según el pronunciamiento, el canciller Ventura le pidió a Faría y a sus asesores abandonar el inmueble tras entregarle una nota diplomática en la que expresa su enérgico rechazo por “el procedimiento inaceptable mediante el cual se produjo el ingreso de personal diplomático” de Guaidó a la embajada.

En la víspera, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Costa Rica deploró la decisión de Faría, por considerar que “lesiona elementales normas diplomáticas de respeto y confianza de las relaciones en la comunidad internacional, y sobre todo, del derecho internacional”.
El Gobierno de Alvarado apoya a Guaidó y desconoció al Gobierno de Maduro, quien asumió su segundo mandato el 10 de enero.

El diputado Guaidó fue elegido presidente de la Asamblea Nacional (parlamento unicameral de mayoría opositora en desacato desde 2016) el 5 de enero, aunque el Tribunal Supremo de Justicia anuló su designación.

El 23 de enero, Guaidó se autoproclamó “presidente encargado” del país, apelando a un artículo constitucional que prevé esa figura, y anunció un programa de tres puntos: la salida de Maduro del poder, la instalación de un Gobierno interino y la celebración de elecciones.

Más aquí: Experto: “En Venezuela se está jugando el concepto y la esencia de la democracia”

Fue reconocido por unos 50 países, encabezados por EEUU, y ha enviado a un puñado de representantes a las naciones que lo reconocieron.

Maduro calificó la declaración de Guaidó como un intento de golpe de Estado y responsabilizó a EEUU de haberlo orquestado.

Rusia, China, Cuba, Bolivia, Irán y Turquía, entre otros países, siguen apoyando a la administración de Maduro.

via Blogger https://ift.tt/2GE5LRK