El jefe de Estado indicó que las personas involucradas en hechos de violencia para este jueves irán presos y les caerá todo el peso de la ley.


El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, denunció este martes que el partido de oposición Voluntad Popular se encuentra implicado en plan de golpe de Estado programado para este primero de septiembre.

“El partido Voluntad Popular, lo denuncio, es el partido de la violencia golpista que está metido en el golpe de Estado del primero de septiembre”, dijo el jefe de Estado desde la Sala Plenaria de Parque Central, Caracas.

Señaló que las personas que se encuentren involucradas en hechos de violencia para este jueves irán presos y les caerá todo el peso de la ley.

Asimismo, indicó que fue un error haber subestimado las guarimbas de 2014 que dejaron 43 muertos y más de 800 heridos.“Nunca pensé que el imperialismo gringo lanzara esa embestida y pagara millones de dólares en el mundo para tratar de derrocar la Revolución Bolivariana cuando habíamos dado un ejemplo de civismo, democracia, constitucionalidad y utilizaron a su brazo armado, el partido Voluntad Popular”, acotó.

Maduro pidió actuar con firmeza porque la derecha violenta a través de este partido son capaces de todo y no tienen límites. “Se acabó el manguareo y la inocencia, hay que actuar y ganar la batalla contra el golpe de Estado antes, durante y después de las fechas anunciadas por los fascistas”, aseveró.

Añadió que el líder de Voluntad Popular, Leopoldo López, a quien calificó como “el monstruo de Ramo verde”, es un agente orgánico del gobierno de Estados Unidos, donde se formó 10 años con la CIA para que fuera un “fascista, la generación de relevo del viejo partidismo adeco-copeyano burgués” que pretende hundir Venezuela

Recordó que han capturados a un grupo de personas con planes violentos, explosivos C-4, uniformes de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), quienes pretendían crear una masacre con militantes de la oposición para luego transmitirlo a nivel internacional como en el 2002, lo que generaría una crisis para un golpe de Estado.

El Mandatario Nacional, aseguró que “no se va a volver a dar un golpe de Estado” en el país, al tiempo que reafirmó que el diálogo es la mejor forma de solucionar las coyunturas que atraviesa el país, recordando los múltiples llamados que le ha realizado a la oposición para debatir.

T/Johelcy Puentes