El decreto del presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, sobre la disposición de combate contempla el reforzamiento de las tropas en la frontera con Crimea. Así lo afirmó a la cadena ucraniana 112 el portavoz del Gobierno ucraniano, Alexandr Motuzyánik.

El 11 de agosto, tras la detención en Crimea de los miembros de una red de agentes ucranianos que perseguía desestabilizar la situación en la región, Poroshenko ordenó poner en alerta a todas las unidades en la frontera de Ucrania con Crimea y en la línea de separación en Donbás.

Anteriormente, el Servicio de Seguridad de Rusia (FSB, por sus siglas en ruso) frustró los planes de los grupos subversivos, organizados por el Ejército de Ucrania, de internarse en el territorio de la península para realizar actos terroristas; durante los enfrentamiento perdieron la vida dos militares rusos.