El protectorado saudí de Bahrein
Por: Joules Burn
The Oil Drum
Traducido por Carlos Valmaseda

El pequeño archipiélago-nación de Bahrein parece haber desaparecido de las noticias últimamente, mientras el gobierno continúa su contención de las protestas civiles que percibe como una amenaza a su dominio. La mayoría (60-70%) de la población shií vió los ejemplos de cambio de régimen en otras zonas de Oriente Medio y se manifestó públicamente contra el trato por parte de la monarquía suní.
El ejército de Bahrein entró en una escalada de represión armada de estos manifestantes y Arabia Saudí finalmente envió tropas allí. Irán expresó su sincero desagrado, llamando a su embajador en Arabia Saudí. Los Estados Unidos, que tienen una presencia militar estratégica en Bahrein e intereses petrolíferos estratégicos en Arabia Saudí, ha expresado su desagrado a todo el mundo implicado excepto a los manifestantes.

Bahrein parecería que no tiene mucho que ofrecer, excepto que al parecer ofrece algo a un millón de personas (la mitad de las cuales son trabajadores extranjeros) viviendo en una isla desierta. ¿Por qué genera tanto interés? ¿Hay allí petróleo? En este artículo hablaré de varios acontecimientos recientes entre Bahrein y sus vecinos en el contexto de su larga historia.

Bahrein y el petróleo

Dada la presencia de monarquías anacrónicas, palacios carillos (véase el pdf), extravagantes desarrollos urbanísticos, e injerencia extranjera, sabes que de alguna manera el petróleo está implicado. Bahrein fue el primer lugar en Oriente Medio en el que se “descubrió” petróleo (en el sentido de perforar para encontrarlo). Pero incluso el petróleo de Bahrein es complicado, y muchos factores diferentes influenciaron en el papel que el petróleo interpreta en los acontecimientos actuales. En primer lugar, en realidad produce relativamente poco petróleo directamente. Su único campo, Awali llegó a su pico hace décadas en cerca de 75.000 bpd y ha estado produciendo alrededor de 30.000 bpd. La producción acumulada es un poco más de 900 millones de barriles. La AIE ha proporcionado el siguiente resumen de la producción y el consumo de Bahrein:

La producción de líquidos adicionales posiblemente viene de la producción de líquidos de gas natural (Bahrein tiene algunos campos de gas no asociados), pero la mayor parte de la diferencia entre la producción de Awali y Bahrein se trata de ganancias de refinería, ya que alrededor de 250.000 bpd de petróleo se refina en la refinería estatal. Según la AIE, el consumo es aproximadamente un tercio de gasolina y otro de combustible de aviación, y el restante diesel y otros líquidos.

Bahrein está intentando exprimir al máximo Awali y ha estado haciendo perforaciones bastante extenseas para un campo tan pequeño. Según el 2009 Annual Review de Bapco (la empresa nacional de petróleo):
Un programa agresivo de desarrollo de perforaciones para el periodo 2009-2011 está en proceso. Se prevén un total de 104 pozos en el programa, incluyendo pozos direccionales complejos, horizontales y de reentrada así como pozos convencionales verticales.

IHS/CERA [La organización más tecnopotimista en el mundillo del petróleo. Nota del tr.] expresó algún escepticismo acerca de las perspectivas económicas de extraer más petróleo de Awali, tal como hizo también Michael E. Lynch. Este último se perdió un par de puntos, sin embargo. Primero, se inyecta gas en Awali en lugar de agua. Tampoco tuvo en cuenta que hay planes para acceder a depósitos menos profundos que contienen petróleo pesado.
En Bahrein Occidental han formado una sociedad Bapco y Mubadala para formar Tatweer, quien está actualmente realizando estudios piloto sobre los depósitos de petróleo pesado en el campo de Awali. Los depósitos tienen baja permeabilidad (2mD) carbonatos no fracturados con grandes volúmenes de petróleo pesado, y se estudia una inyección a chorro por encima del gradiente de fractura para 2011-2012.
Se han reclamado algunos éxitos recientes, pero no está claro si este petróleo pesado ya fluye.
El ministro de energía de Bahrein Abdul Hussain Bin Ali Mirza dice que el envejecido campo, donde las técnicas de mejora dispararon una producción desde una media de 29.000 barriles al día a un nivel de 40.000 barriles al día en un año, verá una producción récord de 100.000 barriles al día en un plazo de siete años.

Si todo va bien, podrían tener un poco más de petróleo (de menor calidad) para exportar. Sin embargo, al leer los Informes Anuales de Bapco, uno se da cuenta de que reclaman una notable exportación de petróleo actualmente. Esto es así porque Bahrein reclama la mitad de la producción del campo en aguas abiertas de Abu Safah, que opera Arabia Saudí. Saudí Aramco gestiona todos los aspectos de la producción de 300.000 bpd de Arab Medium, y Bapco coge su parte del dinero pagado cuando el petróleo abandona el puerto saudí de Ras Tanura. Arabia Saudí acredita la producción total de Abu Safah, pero Bahrein obtiene la mitad de los ingresos netos. El beneficio para la tesorería bahrení es bastante sustancial, y ciertamente fortalece los lazos con Arabia Saudí. ¿Cómo se llegó a esto?

Islas al sol

La historia ciertamente representa un papel en lo que se refleja en el presente, ya que ha sido una ida y venida hasta tiempos relativamente recientes. La toma de la tierra de Bahrain se inicia miles de años atrás y entre sus pretendientes se encuentran los sumerios, los asirios, los babilonios y los persas. Los portugueses ocuparon las islas en 1522, y tras su salida forzada en 1602, Bahrein fue dominada por sucesivas oleadas de tribus persas y árabes procedentes de tierra firme durante los siguientes 180 años. En 1783, la familia suní al-Khalifa, un clan de la tribu Atabi residente en la península qatarí tomó Bahrain a Persia -originalmente a despecho de ser acusados de piratería-:
Más tarde en 1782 los Al Khalifah habían atacado Bahrein, saqueado Manama, su principal ciudad y se habían retirado con un gran botín. El sheik Nasir de Bushire fue enviado por el Príncipe de Shiraz, Gobernador de la provincia persa de Fars, para destruir Zubarah y reprender a los Al Khalifah, pero fue derrotado y obligado a retirarse. Espoleado por el éxito, los Al Khalifah cruzaron a Bahrein y, con la ayuda de los Al Sabah, sus parientes de Kuwait, superaron a la guarnición persa y se convirtieron en los amos de la isla.

De The Persian Claim to Bahrain by J. B. Kelly, International Affairs (Royal Institute of International Affairs 1944-) Vol. 33, No. 1 (Jan., 1957), pp. 51-70
A los Al Khalifah les fue bien en Bahrein, primero sacando ventaja de su localización estratégica creando un centro para los barcos mercantes y y un emporio comercial, y más tarde con la pesca de perlas. Al poco tiempo, sin embargo, entraron en lucha con algunos nuevos jugadores: el imperio religioso-militar en ascenso de los wahabitas desde Arabia, y el Sultanado de Muscate y Oman. Las cosas se complicaron más con la llegada de los ingleses alrededor de 1820. Estos intentaban parar la piratería en la región, y terminaron por tomar posición decidiendo quien “poseía” las islas. Bahrein se convirtió en un Protectorado británico en 1830 y esto consagró la posesión de la familia Al Khalifah hasta hoy día. Alguna información interesante sobre cómo los británicos distribuyeron el control sobre la región del Golfo se encuentra aquí.
Los británicos estaban preocupados con que los gobernantes de las familias más débiles del Golfo cediesen parte de su territorio bajo la presión de los grupos más poderosos, como los Al Saud o los otomanos. En consecuencia, los tratados firmados entre 1820 y 1916 reconocían la soberanía de estos gobernantes dentro de ciertas fronteras y especificando que estas fronteras no se podían cambiar sin el consentimiento británico. Tales acuerdos ayudaron a convertir determinadas alianzas tribales en términos más concretos de propiedad de la tierra.

Este fragmento sigue sonando actual hoy en día:
Controlar o poseer la tierra se volvió más importante con el descubrimiento del petróleo. Cuando las compañías petrolíferas vinieron a explorar en busca de petróleo, buscaron a los “propietarios” de la tierra; de acuerdo con los tratados británicos, se dirigieron a las familias dirigentes y se pusieron de acuerdo para pagar honorarios a los cabezas de estas familias. A medida que crecían los ingresos del petróleo, los líderes se hicieron más ricos. Aunque los líderes gastaban la mayor parte de su nueva riqueza en ellos mismos, también distribuían en el área que controlaban según los métodos tradicionales, que inicialmente consistían principalmente en la largueza: regalos para los amigos y comida para todo el que la necesitase. A medida que pasaba el tiempo, la forma de largueza se volvió más sofisticada, e incluía, por ejemplo, la construcción de escuelas, hospitales, y carreteras para conectar las principales ciudades en el interior.
Cuando los británicos decidieron finalmente abandonar el Golfo, tanto Arabia Saudí como Irán reclamaron Bahrein. Hubo algunas conversaciones para agruparla en un nuevo estado que incluyese a Qatar y lo que son ahora los Emiratos Árabes Unidos, pero esto no le convenía a Irán.

Un obstáculo para crear un “superestado” era el estatus de Bahrein, que había sido ocupada por Irán varias veces. El shah de Irán argumentaba que tenía preferencia sobre los Al Khalifa, quienes habían llegado a Bahrein solo en el siglo XVIII. Aún más, el shah indicaba que Irán no aceptaría una federación de estados árabes que incluyese a Bahrein.

Finalmente, las Naciones Unidas estudiaron el caso de Bahrein; decidieron denegar la reclamación iraní sobre la isla y permitir a los bahranís formar un estado independiente. Bahrein era más lógico que fuese independiente que algunos otros territorios regidos por sheikhs porque la isla había sido un centro de administración británica y tenía una infraestructura y sistema educativo más desarrollados que sus vecinos. Irónicamente, la mayor presencia británica en Bahrein hizo que sus residentes tuviesen más resentimiento hacia los tratados que los ataban a los británicos. Bahrein fue el único lugar en el Golfo en el que se produjeron manifestaciones contra Gran Bretaña. A Bahrein se le concedió la independencia formal en 1971.

Reclamaciones iraníes

A pesar de los años transcurridos, hay algunos que tienen una versión diferente de la historia.
Lo que es evidente es que la zona marítima y la costa de Bahrein formaban parte del territorio iraní desde el principio del imperio sasánida hasta que la totalidad de Irán fue ocupada por fuerzas islámicas árabes y comenzó la migración de beduinos procedentes de los desiertos de Arabia en el sur de los territorios iranís.

Hubo varias reclamaciones territoriales de Persia en el siglo XX hasta que se concedió la independencia a Bahrein por parte de los británicos en 1971. En ese momento, el Shah de Irán al principio reinició -pero luego renunció- todas las reclamaciones sobre Bahrein. Naturalmente, la revolución iraní en 1979 cambió el escenario dramáticamente, y los clérigos iranís han utilizado ocasionalmente el tema de Bahrein como uno de sus eslóganes en las manifestaciones. Pero el nuevo gobierno no ha hecho una reclamación oficial de propiedad. Un fallido intento del Frente Islámico para la Liberación de Bahrein para crear un estado islámico fue inspirado ciertamente por los sucesos en Irán poco antes. Sin embargo, no hay grandes pruebas del apoyo directo de Irán en los actuales disturbios. Según los cables de Wikileaks (véase el apéndice), hay más fuertes lazos entre los shiíes de Bahrein y los de Iraq que con los de Irán. Más recientemente, el rey Hamad bin Isa Al Khalifa ha acusado a Hamas por estar detrás de las recientes protestas.

Suma de todos los miedos saudíes

El siguiente mapa ilustra de forma bastante simple por qué Arabia Saudí tiene una gran preocupación por los disturbios en Bahrein:

Localización de Bahrein con respecto a la infraestructura petrolera saudí. La línea muestra las fronteras marítimas.

De forma muy obvia, Bahrein se encuentra a un tiro de piedra (tan poco como 25 millas) de la infraestructura petrolera crítica saudí. Se muestran en el mapa los cercanos campos petrolíferos saudíes (Ghawar, Abqaiq, Abu Safah, Qatif, y Berri), las terminales exportadoras de petróleo (Ras Tanura, Al Juaymah), las instalaciones críticas de procesamiento en Abqaiq, y las igualmente críticas instalaciones de tratamiento de agua de Qurayyah, que permite la inyección de agua en la mayor parte de los campos, incluyendo Ghawar, Abqaiq, Berri, y Khurais. La más mínima posibilidad de que Irán pudiese obtener el control sobre una tierra tan cercana a estas instalaciones ha motivado una sorprendente cantidad de larguezas hacia Bahrein. Estas larguezas empiezan con el tratado que da a Bahrein la mitad de la producción de Abu Safah (si bien es cierto que bajo tratado), pero en la historia hay algo más. Y mientras hay otros factores además de la seguridad de la infraestructura petrolera que contribuyen a esta largueza, probablemente es verdad que Bahrein no existiría como estado independiente si no fuese por ella.

Hagamos un acuerdo petrolero

Volvamos al acuerdo que proporciona a Bahrein la mayor fuente única de ingresos. Como se dijo anteriormente, Bahrein ha tenido durante mucho tiempo numerosas reclamaciones de propiedad. Las primeras disputas se produjeron sobre quién poseía las islas; más tarde las disputas fueron sobre la propiedad de las aguas a su alrededor (y el petróleo que se encuentra debajo). Estas disputas han ido y venido durante años, y hace justo un año, Qatar, Irán y Bahrein firmaron otro tratado clarificando una vez más los límites territoriales en el Golfo. Pero el primer acuerdo firmado por Bahrein fue con Arabia Saudí, y hacia referencia al petróleo. Tanto BAPCO como Saudi Aramco hicieron algunas exploraciones en el lecho marino del Banco de Abu Saf-ah, aguas poco profundas localizadas a 65 millas al NO de Bahrein pero solo a 30 millas de la costa saudí (véase mapa), tan pronto como 1949. En 1958 llegaron a un acuerdo: el área en disputa estaba en la parte saudí de la frontera, pero se le asignaría a Bahrein la mitad de los ingresos petroleros a perpetuidad. Vaya acuerdo más dulce (…emmm. amargo [el autor hace un juego de palabras con el tipo de petróleo. El amargo es el de peor calidad por contener demasiado azufre. Nota del tr.]) resultó ser.

Haz clic para acceder a saudi_arabia.pdf


El área citada y definida más arriba se encontrará en la parte correspondiente al Reino de Arabia Saudí de acuerdo con los deseos de su E el señor de Bahrain y el acuerdo de SM el rey de Arabia Saudí. La explotación de los recursos petrolíferos de esta área se llevará a cabo en la forma escogida por Su Majestad con la condición de garantizar al Gobierno de Bahrein la mitad de los ingresos netos devengados al Gobieron de Arabia Saudí y resultado de su explotación, y en el entendimiento de que esto no infringe el derecho de soberanía del Gobierno de Arabia Saudí ni el derecho de administración sobre la citada área.

Observese el término ‘”ingresos netos”. La siguiente periodización muestra cómo ha funcionado este acuerdo a lo largo de los años.

1949-1950 Bapco y Saudi Aramco exploran el lecho marino del Banco de Abu Saf-ah.
1958 Los acuerdos de fronteras marítimas dan los derechos petroleros a Arabia Saudí a cambio de compartir ingresos
1963 Se descubre el campo de Abu Safah
1966 Se inicia la producción de Abu Safah
1972 El acuerdo de reparto de ingresos da el 50% a Bahrein
1986 Se suspende provisionalmente la producción del campo de Abu Safah debido al colapso de los precios del petróleo
1987-1992 Arabia Saudí da a Bahrein 70.000 bpd de su producción restante
1992 Se reinicia el campo de Abu Safah. Bahrain recibe el 50% de ingresos
1996-2004 Arabia Saudí da a Bahrein el 100% de los ingresos de Abu Safah.
2004 Se vuelve a trabajar en el campo de Abu Safah así como en el de Qatif. La producción de Abu Safah es de 300.000 bpd.
2004 – Bahrain recibe el 50% de los ingresos de Abu Safah (150 kbpd de un total de 300 kbpd)

En particular, estos desarrollos destacan que:
En las negociaciones fronterizas, Bahrein debe tener algunas reclamaciones legítimas sobre el lecho marino que cubre Abu Safah para que Arabia Saudí entregue la mitad de la producción.
Arabia Saudí estuvo muy motivada para que siguiese el flujo de dinero hacia Bahrein incluso cuando el campo de petróleo fue clausurado temporalmente. ¿Una preocupación residual por la revolución iraní y la consiguiente pero fallida rebelión en Bahrein?
De nuevo en 1996-2004, los saudíes dieron todos los ingresos de Abu Safah a Bahrein a pesar de una producción y unos precios mucho mayores. Y no se carga a Bahrein con los costes de producción. Es interesante recordar que hasta que no terminó la actualización del campo en 2004, hubo algunas expectativas de que Bahrein obtendría el 100% del nuevo nivel de producción también. Pero supongo que hay límites.
Otra gran fuente de ingresos para Bahrein y el gobierno es la refinería de al-Bahrain, que procesa alrededor de 250.000 bpd de crudo y exporta productos refinados a Asia y otros lugares. No usa crudo procedente de Abu Safah (aunque esto ha sido considerado). En cambio, se importa mediante oleoductos el crudo Ligero Árabe para suplementar la cantidad producida en Awali. Pero como otros han resaltado, el petróleo de Abu Safah es la fracción dominante de los ingresos totales por petróleo de Bahrein. Incluso un márgen sobredimensionado de 225 kbpd de crudo será mcuho menor en magnitud que una toma completa de 150 kbpd. Este punto no es tenido en cuenta por muchos analistas, incluido Tom Friedman, como se refleja aquí. Pero un punto clave es que las principales fuentes de ingresos de Bahrein -y aún mayores para la monarquía- están directamente relacionadas con la producción petrolífera saudí. Por lo tanto, no debería ser una sorpresa que cuando Arabia Saudí quiere llevar sus tanques por la carretera elevada que une los dos países, el rey de Bahrein les da la bienvenida.

Una conexión saudí importante con la economía de Bahrein es esta via elevada que lo conecta con tierra firme, y los millones de saudíes que conducen hasta allí para disfrutar de unos cuantos días en una sociedad menos restrictiva. Lo que pasa en Manama se queda en Manama. Según el Wall Street Journal, este intercambio económico supone una décima parte del PIB de Bahrein. Es difícil conseguir cifras consistentes de las finanzas de Bahrein, pero se puede encontrar un buen resumen aquí. Las exportaciones a Arabia Saduí también son importantes, y hay también un sector grande y en crecimiento que se beneficia de estar cerca de ese país. Respecto a la importancia de Bahrein para Arabia Saudí, dado el tamaño relativo de esta última, las pruebas sugieren principalmente un seguro contra las amenazas a sus ingresos petroleros pero con una válvula de seguridad social . Pero los recientes acontecimientos de alguna manera han estropeado la fiesta.

Pensamientos finales

Hace unos diez años, una disputa fronteriza entre Bahrein y Qatar respecto a las Islas Hawar (localizadas cerca de la costa de Qatar) fue resuelta en la Corte Internacional. Bahrein quería las islas y el petróleo potencial bajo las aguas del golfo cercanas, y las obtuvo. Lo que me parece divertido es que Qatar también quedo satisfecha, porque la reclamación de Bahrein en la corte incluía un pedazo de tierra en el noroeste de la tierra firme qatarí (abarcando la ciudad de Zubara, abandonada desde hace mucho tiempo). El argumento era que fue allí donde vivían los Al Khalifah cuando expulsaron a los persas de lo que ahora es Bahrein, y nunca renunciaron a su propiedad. Bien, la corte unanimemente pensó que la reclamación era ridícula. Y de manera adecuada, Bahrein todavía no ha encontrado petróleo cerca de Hawar. Pero los Al Khalifah continúan su reinado, enriquecidos por el petróleo que yace en mar abierto lejos de la isla capturada por sus ancestros hace siglos. La propiedad del petróleo es algo divertido.

Appendix 1: Wikileaks

DESPITE ECONOMIC DIVERSIFICATION, BAHRAIN SHARES OIL-BASED INFLATION PRESSURES WITH GCC
Bahrain and Iran
Guide to Bahrain’s Politics
Bahrain and Iraq
King Hamad and the US
Iran’s Nukes
Bahrain Wants US Missles
Saudi and Iran

Fuente: http://www.theoildrum.com/node/7682#more