Morales afirma que planes de dominación de EE.UU. están fracasando en Latinoamérica
TeleSUR

El presidente de Bolivia, Evo Morales, afirmó este domingo durante su visita al noroeste de Venezuela, que Estados Unidos (EE.UU.) está perdiendo fuerza en América Latina y sus planes desestabilizadores están fracasando, tras recordar las luchas de los pueblos indígenas y libertadores contra el imperialismo.
“No sé si será imperio, creo que nos equivocamos al decir imperio (…) porque ya no están en capacidad de seguir sometiendo, dominando, porque van fracasando en Latinoamérica”, señaló el mandatario al recordar los cuatro golpes de Estado en la región.

Desde el norteño estado Zulia, en Venezuela, Morales relató que en ocho años (2002-2010) Estados Unidos, ha tenido “cuatro intentos de golpes de Estado”, tres de ellos fracasados.

Recordó que en 2002 Venezuela fue víctima de un golpe; luego le tocó la experiencia a Bolivia, que expulsó al embajador norteamericano en La Paz, en 2008; posteriormente la intentona militar sacó de Honduras al presidente constitucional, Manuel Zelaya, en el 2009. Finalmente en 2010, Ecuador detuvo en corto tiempo un golpe de Estado.

“El imperio norteamericano nos ganó en Honduras”, manifestó el presidente boliviano y sostuvo que la región “lucha por la liberación”.

En referencia a la desestabilización que han tenido que enfrentar las naciones latinoamericanas, sostuvo que “donde está el imperio norteamericano en estos tiempos está el interés de dominarnos, someternos no se garantiza el desarrollo, la integración, ni siquiera se garantiza la democracia”.

Manifestó que pequeños grupos intentan provocar y “en las últimas semanas hemos visto desde los medios de comunicación como desde Estados Unidos usando terrorismo, usando el narcotráfico nos quieren provocar, nos quieren agredir o nos están agrediendo”.

Morales, en este sentido, indicó que recientemente se acusó a su homólogo venezolano de terrorista y se preguntó “¿de dónde viene esto? (…) del país que es el primer terrorista del mundo, como lo es Estados Unidos de la cabeza de su presidente (Barack) Obama”.

A su juicio, el término terrorismo debe ser aplicado a “donde militarmente intervienen a países para humillar, para dominar”.

“Terrorismo, para mí es en este nuevo milenio, el país que instala bases militares en otros países”, afirmó y rechazó que los Gobiernos que defienden la soberanía sean calificados de totalitarios y dictadores.

En este contexto advirtió que su par venezolano “no está sólo” en la región y manifestó solidaridad con el Gobierno que preside Hugo Chávez “frente a esta clase de provocaciones”.

En Bolivia se ha logrado la unión política, ideológica y electoral, recalcó e hizo un llamado a las naciones a respetar la soberanía.

Situación por lluvias es dramática

El presidente de Bolivia manifestó que su visita a Venezuela se enmarca en el apoyo y la responsabilidad de su Gobierno y pueblo de “mostrar solidaridad” ante los fenómenos naturales.

“Es dramática la situación”, sostuvo el jefe de Estado al relatar que en el sobrevuelo realizado con Chávez por las zonas anegadas de Zulia, todavía hay casas y caminos bajo las aguas, “por eso venimos acá a expresar solidaridad”.

Recalcó que las zona rurales y los pueblos indígenas son los que sufren más por “los desastres que vienen producto del calentamiento global”.

“Llego a la conclusión que el cambio climático es un problema estructural de carácter mundial y los pobres tenemos que soportar los males del capitalismo”, anotó.

Del mismo modo, llamó al debate de los pueblos y organizaciones sociales para llegar a la armonía con la Madre Tierra.

“El ser humano no puede vivir sin la Madre Tierra, pero la Madre Tierra sí puede vivir sin el ser humano”, recordó Morales. “Todos tenemos derecho a desarrollarnos sin destrozar el planeta Tierra”.

Exhortó a las naciones a salvar vidas en lugar de invertir miles de millones de dólares en armas.

Los presidentes de Venezuela y Bolivia realizaron este domingo un recorrido aéreo por las zonas del estado de Zulia, afectadas por las intensas lluvias.

Posteriormente, ambos mandatarios visitaron el Fuerte Mara, cuartel militar, convertido en refugio para atender a un total de mil 276 damnificados procedentes de La Guajira venezolana y sus adyacencias.

El Gobierno de Bolivia hizo entrega de 50 toneladas de arroz para las personas damnificadas por las precipitaciones en la región, en especial para las poblaciones indígenas.

El cacique Morales

Los miembros de la comunidad wayú y ayú le concedieron al presidente de Bolivia su máxima condición de Gran Cacique Yaurepara de los pueblos de Nuestra América en la Guajira venezolana.

Yaurepara, Jefe de la nación guajira, es el caudillo que mayor respeto y sumisión obtuvo de este indómito pueblo por su hostigamiento a los colonizadores españoles.

teleSUR/yi-MM