Esta Navidad tiene una significación humana de incalculable valor cristiano

Caracas, 27 Dic. AVN .- “Para nosotros, esta Navidad tiene una significación humana de incalculable valor cristiano. Las lluvias y sus desastres le han dado presencia encarnada al pesebre pascual. En cada hombre, en cada mujer, en cada niño, está el rostro de José, María y Jesús. Como bien lo señaló el padre Numa Molina, desde su apostolado a favor de los humildes: cada refugio es la representación viva del pesebre originario”.

Así lo manifestó el presidente de la República, Hugo Chávez Frías, en Las Líneas de Chávez de este domingo, denominadas El Sermón del Cerro.

En su reflexión, el Jefe de Estado se preguntó: «¿Qué buscaban María y José aquella noche en Belén si no un refugio para que llegara al mundo el que traería las bienaventuranzas? ¿No son hoy nuestros refugios espacios de solidaridad y justicia, en los que estamos viendo nacer la esperanza viva hecha pueblo?».

Recordó de nuevo a Ludovico Silva, cuando decía: «»No hay peor infierno que la falta de esperanza (…) Perder la esperanza es no tener futuro; el porvenir se nutre de ella”. ¿Y qué mejor forma de llevar esperanza y con ella la vida buena, el buen vivir, que haciéndoles justicia a quienes nunca la han tenido?.

Chávez dijo: “Este mes de diciembre, como un todo, pareciera rendirle honor a su sentido conclusivo del año. Por estos días, hemos visto lo más bondadoso y hermoso del ser humano, ¡cierto!, pero también su lado más mezquino y perverso, representado por algunos sectores de nuestra sociedad”.

Agregó que este sector egoísta “encuentra siempre, en nuestro sentido de fraternidad y solidaridad, ocasión propicia para desatar todas sus agresiones, no sólo contra nuestras instituciones y el Gobierno bolivariano sino contra nuestro pueblo, a quien quisiera ver sumido por siempre en la desesperanza y en el vivir muriendo, como lo vengo reiterando en cada jornada de batalla”.

El Gobierno Nacional ha desplegado un arduo plan de atención a las familias afectadas por las lluvias, registradas en las últimas semanas en el país, especialmente en los estados Falcón, Zulia, Sucre, Miranda y Distrito Capital.

Algunos entes gubernamentales alojaron, de manera temporal, en sus sedes a varios núcleos familiares, mientras se construyen los complejos habitacionales para solucionar las contingencias que generaron las intensas lluvias.

Entre los refugios se encuentra el Palacio de Miraflores, donde están 87 familias provenientes de distintas partes de la ciudad.

El Gobierno creó un fondo socialista con un monto de 10.000 millones de bolívares para diversos proyectos habitacionales y de rehabilitación de zonas afectadas por las precipitaciones.