Juez federal declara inconstitucional parte de proyecto de reforma sanitaria en EE.UU.
TeleSUR

El juez federal estadounidense Henry Hudson declaró inconstitucional parte del contenido del proyecto reforma sanitaria de la nación norteamericana, promovido por el presidente Barack Obama, debido a que obliga a los ciudadanos a adquirir un seguro de salud.

Hudson explicó el pasado lunes que el fallo se debió a que el proyecto muestra la expansión del poder federal como nunca se había visto, tal como lo había expresado el fiscal general del estado de Virginia (centro-este), el republicano Ken Cuccinelli, en una demanda que presentó en marzo pasado.

“La provisión de Cobertura Esencial Mínima no está ni en la letra ni en el espíritu de la Constitución”, expresó Cuccinelli en el texto de su demanda.

Según la nueva reforma de salud estadounidense, todos los ciudadanos de la nación deben estar cubiertos por un seguro para el año 2014.

También amplía el plan de salud para los ciudadanos de escasos recursos, impone nuevos impuestos a quienes tienen mayores ingresos y prohíbe prácticas como el rechazar cobertura a personas con condiciones médicas preexistentes.

El proyecto de reforma de salud propuesto por Obama, que permitirá ampliar la cobertura de seguros médicos a unos 32 millones de ciudadanos estadounidenses, fue aprobada con modificaciones por la Cámara de Representantes el pasado mes de marzo.

Con esta aprobación, se cumplió un objetivo que los demócratas no habían logrado alcanzar desde el intento fallido de reforma del ex presidente Bill Clinton en el año de 1994.

Ante la decisión del juez Hudson, la asesora presidencial en proyectos especiales, Stephanie Cutter, manifestó en el blog virtual de la Casa Blanca su desacuerdo, e indicó que el Gobierno analiza la posibilidad de apelar la decisión.

»Los oponentes de la reforma han presentado más de 20 desafíos legales diferentes. Los jueces han otorgado el pedido gubernamental de desechar los méritos en 12 de esos casos”, expresó la asesora.

Cutter señaló que la reforma se realizó pensando en los cerca de 45 millones de personas que no poseen cobertura médica y que dependen del Estado para sus tratamientos, o que no reciben ningún tipo de atención.

»La historia y los hechos están de nuestra parte. Desafíos legales similares a nuevas leyes importantes, incluyendo la Ley de Seguridad Social, la Ley de Derechos Civiles y la Ley de Derecho al Voto, fueron presentadas y todas fallaron”, acotó la asesora de Obama.

Según una encuesta realizada recientemente por el periódico norteamericano The Washington Post, el 52 por ciento de la población estadounidense rechaza la reforma de salud mientras que el 45 por ciento la aprueba.

teleSUR-Efe-Bbcmundo/jl-MFD