Presidente de Parlamento cubano llama a denunciar tortura contra antiterrorista preso en EE.UU.
TeleSUR

Ricardo Alarcón señaló que el antiterrorista Gerardo Hernández se encuentra en un lugar de la prisión de máxima seguridad de Victorville, California, llamado el hueco, con más de 35 grados Celsius de temperatura y de dos metros de largo por uno de ancho, sin sus pertenencias como artículos de aseo personal.

El presidente del Parlamento de Cuba, Ricardo Alarcón, hizo un nuevo llamado este sábado a la opinión pública internacional a movilizarse para denunciar el aislamiento carcelario a que es sometido el antiterrorista Gerardo Hernández, preso en Estados Unidos desde hace casi 12 años.

“Es necesario que la opinión pública internacional conozca de las arbitrariedades contra nuestro compatriota, confinado en una celda de castigo, cuando debía ocuparse de los trámites de apelación de sus condenas”, señaló Alarcón en una reunión con diputados del máximo órgano del Gobierno de Cuba.

Asimismo, manifestó que “debemos reclamar a los parlamentarios de Estados Unidos en general, a aquellos que son críticos de la agresiva política de su gobierno contra Cuba, o los que defienden los derechos humanos, para que se pronuncien”.

Alarcón comentó que Hernández está en el hueco, un lugar con más de 35 grados Celsius de temperatura y de dos metros de largo por uno de ancho, en la prisión de máxima seguridad de Victorville, California (sur).

Agregó que el antiterrorista se encuentra sin sus pertenencias: un reloj de pulsera, radio portátil y artículos para aseo personal.

“Cuando lo llevaron al hueco, ni siquiera le permitieron llevar su reloj, radio portátil, objetos de aseo personal y materiales de lectura”, denunció Alarcón, quien reiteró la falta de atención médica que padece Hernández.

El jefe parlamentario recordó que Hernández, uno de los cinco antiterroristas cubanos presos injustamente en EE.UU., tiene serios problemas de salud por una bacteria en la población del penal, tal como lo informó un médico que lo atendió el pasado 20 de julio tras la solicitud de consulta desde meses antes.

“Eso equivale a tortura”, enfatizó el líder parlamentario, al contrastar que ningún otro prisionero se encuentra en similar situación a la del cubano.

Alarcón también habló de la repercusión que han tenido las palabras del líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, sobre la situación de Gerardo durante un encuentro efectuado este viernes con jóvenes.

Sin embargo, amplió, “vimos como la televisora CNN manipula abiertamente y se refiere al cubano como espía cuando ese término es para quienes realizan espionaje y esa no era la labor de Gerardo”.

Hernández y los otros cuatro Héroes de Cuba: René González, Antonio Guerrero, Fernando Labañino y Fernando González fueron detenidos el 12 de septiembre de 1998 cuando alertaban de las acciones de grupos criminales asentados en Florida, en el sur de Estados Unidos.

Numerosas pruebas judiciales y el testimonio de altos jefes militares estadounidenses indican que los Cinco, como son conocidos a nivel mundial, nunca atentaron contra la seguridad de EE.UU.

Pese a su inocencia y el reclamo de excarcelación, los antiterroristas cubanos cumplen condenas que oscilan desde 15 años de privación de libertad hasta doble cadena perpetua más 15 años.

Defensa de Gerardo Hernández no lo puede contactar

La defensa de Hernández dijo este sábado no poder verificar su situación al no poder comunicarse con él, un día después de que Fidel Castro acusara a las autoridades estadounidenses de torturarlo.

“He estado haciendo intentos de hablar por teléfono con Gerardo en los últimos días, pero no he podido comunicarme con él”, dijo el abogado estadounidense Richard Klugh, uno de los representantes legales de Hernández.

El pasado 8 de marzo se creó la campaña “Una injusticia que dura ya 12 años” con el objetivo de denunciar no sólo la injusticia cometida contra los Cinco cubanos, sino también contra dos de sus esposas a las que el gobierno de Estados Unidos niega la visa y por tanto la oportunidad de reunirse con sus familiares.

Arbitrariedades judiciales y mediáticas se han presentado durante estos 12 años en los que han permanecido prisioneros los Cinco luchadores cubanos. El caso se considera uno de los procesos más dilatados y manipulados en la historia de Estados Unidos.

teleSUR-PL-kaosenlared.net-tribunadelahabana.com/kg-PR