Sindicalistas repudian injerencia de EE.UU. en el continente americano
TeleSUR

Dirigentes sindicales rechazaron la injerencia de Estados Unidos sobre países del continente americano y manifestaron su preocupación por el incremento de la presencia militar de EE.UU. en Colombia, Panamá, Costa Rica, Antillas Holandesas y otras naciones

Durante el III Encuentro Sindical de Nuestra América, celebrado en Caracas, varios dirigentes del continente rechazaron este jueves, la injerencia de Estados Unidos (EE.UU.) sobre el continente, reflejada a través de bases militares y presiones políticas.

El secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), Salvador Valdés, repudió la escalada norteamericana, Latinoamérica y el Caribe, en la instalación de bases militares.

Los pronunciamientos tuvieron lugar, durante la última jornada del foro sindical del continente, que se llevó a cabo en el hotel capitalino Alba Caracas. El encuentro contó con la participación de delegados de casi 30 países.

«Vemos con preocupación el incremento de la presencia militar de EE.UU. en Colombia, Panamá, Costa Rica, Antillas Holandesas y otras naciones, lo cual siempre tiene un impacto negativo en la clase obrera», señaló Valdés.

«Los trabajadores nos pronunciamos en contra de esa postura porque detrás de ella están las pretensiones hegemónicas de Washington», agregó el secretario general de la CTC.

El sindicalista explicó que la injerencia del país norteño sobre el continente aunado a la crisis económica, representan las principales amenazas para los trabajadores del continente.

«El único camino para enfrentar tan complejos escenarios es la integración y la unidad, en lo que coinciden dirigentes sindicales de diferentes organizaciones y tendencias políticas», comentó.

Los dirigentes sindicales, presentes en el encuentro, condenaron también la opresión contra los obreros, al momento de reclamar sus derechos.

«No aceptamos la represión contra quienes defienden sus derechos ante la precarización del empleo y la reducción de los salarios, fenómenos derivados de la crisis económica y de medidas neoliberales», subrayó.

Este jueves el secretario general de la CTC convocó además a la unidad de la clase obrera regional.

«Hemos hecho una convocatoria a la integración del movimiento sindical de Latinoamérica y el Caribe para enfrentar los efectos de la crisis económica y financiera, que recaen fundamentalmente sobre los hombros de los trabajadores», insistió.

El encuentro, que se llevó desde el 22 hasta este 24 de julio, albergó a sindicalistas del continente, que pese a sus diferencia políticas, coinciden en la necesidad de alcanzar la unión para enfrentar «el neoliberalismo», apuntó.

Además de garantizar posturas coordinadas frente a problemas comunes, el III foro sindical de América constituye un espacio para intercambiar experiencias y reflexionar sobre los problemas del mundo.

teleSUR-Prensa Latina/yi-PR