Inmigracion y narcotráfico en agenda EE.UU.-México
Por: Luis Beaton

Washington, 18 may (PL) El presidente de México, Felipe Calderón, arribará hoy a Estados Unidos con una agenda, en la cual destaca el tema migratorio y la lucha contra el narcotráfico.

La ley SB 1070 aprobada por Arizona fundamentalmente para criminalizar y expulsar del estado a los indocumentados es telón de fondo para una visita donde la guerra emprendida por Calderón contra el narcotráfico también capara la atención.

El presidente mexicano será recibido el miércoles con una ceremonia oficial en Washington y asistirá a una cena de estado en la Casa Blanca, pero en todo este gasto protocolar estará presente el tema migratorio.

Según la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, la comparecencia de Calderón el jueves en el Congreso dejará un mensaje sobre retos compartidos y la oportunidad de acoger oportunidades comunes.

Tal como ocurrió en septiembre de 2001 con el ex presidente Vicente Fox, hoy la reforma migratoria y la legalización de millones de mexicanos indocumentados encabezan el tema de las conversaciones.

Calderón argumentará que la inmigración aporta a los Estados Unidos más beneficios que costos.

Mientras, su anfitrión, Barack Obama, buscará suavizar el estado de opinión negativo creado por el código de Arizona, mientras prosigue con su idea de encontrar una aproximación bipartidista a un tema tanto más espinoso, según crece el número de indocumentados en el país.

El presidente estadounidense prometió la reforma, pero aún no hay un texto legislativo a debate en el Congreso y ahora sólo puede impugnar ante la justicia el código aprobado en Arizona.

Calderón ya se reunió el año pasado con Obama en la Casa Blanca, pero esta es la primera visita de Estado de un presidente mexicano a Washington desde 2001 cuando lo hizo Vicente Fox.

Según comentaristas políticos, la visita puede aportar un mayor compromiso de ambos gobernantes en la lucha contra el narcotráfico.

Calderón buscará mayor apoyo a su cruzada iniciada en diciembre de 2006 y que hasta la fecha ha dejado casi 23 mil muertos.

Durante su estancia, el mandatario mexicano también hablará en la Cámara de Comercio estadounidense y mantendrá encuentros con organizaciones hispanas, según fuentes de la representación diplomática de su país.

arc/lb