Rodríguez Araque: política eléctrica aplicada por el Gobierno bolivariano es exitosa
Agencia Bolivariana de Noticias (ABN

Caracas, 15 Abr. ABN (Lilian Mosquera Oliveros).- La política aplicada por el Gobierno bolivariano para solventar la situación eléctrica en el país ha sido, evidentemente, exitosa, dijo el ministro del Poder Popular para la Energía Eléctrica, Alí Rodríguez Araque.

Expresó que “se han alcanzado las metas que nos trazamos, por lo que la situación de emergencia tiende a desaparecer”.

No obstante, el representante de la cartera eléctrica señaló que se deben mantener prudencialmente algunas medidas, las cuales se irán suspendiendo de manera progresiva y se irá incrementando el esfuerzo para la incorporación de generación termoeléctrica.

El Gobierno Nacional aplicó medidas como racionamientos en el interior del país; disminución de la jornada laboral en el sector público (8:00 am a 1:00 pm), además de un plan de disminución del consumo para altos consumidores residenciales e industriales de Caracas.

También se instalaron 50 millones bombillos ahorradores, para lograr una reducción de 20% en el consumo eléctrico.

Dichas medidas, acompañada del plan de incremento de la generación eléctrica (605 MW en febrero), han logrado mantener los niveles del principal embalse hidroeléctrico del país.

El objetivo del Gobierno era evitar que el Guri, que suministra el 70% de la energía que consume el país, llegara al nivel crítico de 240 metros.

Actualmente se encuentra en 248,79 m.s.n.m, registrando una caída de sólo tres centímetros, es decir, que ha venido disminuyendo, ya que durante los últimos tres meses estaba bajando entre 10 y 15 centímetros diarios.

La Central Hidroeléctrica Simón Bolívar (Guri) generó una potencia promedio de 4.600 MW, de los 4.847 MW solicitados, un turbinado promedio de 4.518 metros cúbicos (m3) por segundo, lo que significa que está por debajo de la meta planteada por el Ejecutivo que era turbinar no más de 4.700 m3 por segundo.

El plan de incremento de generación contempla instalar 5.700 MW este año y entre 15.000 y 20.000 megavatios para el 2015.

Este plan irá acompañado de un programa para mejorar sustancialmente los sistemas de transmisión y distribución eléctrica, que arranca hoy con el despliegue de funcionarios, operadores y linieros de las distintas empresas, quienes se desplazarán, en la fase inicial, a los estados donde mayormente están concentrados esos problemas ( Anzoátegui, Aragua y Barinas).

“Estamos muy optimistas con los resultados de los planes que hemos comenzado a ejecutar, tanto para responder a la emergencia eléctrica como para atender los requerimientos de la demanda en el futuro”, puntualizó Rodríguez Araque.