Rusia responsabiliza a generales georgianos por la matanza de civiles en Osetia del Sur

Moscú, 3 de julio, RIA Novosti. El jefe del Comité de Investigación de la Fiscalía rusa, Alexandr Bastrikin, responsabilizó hoy a los generales georgianos por las matanzas de civiles en Osetia del Sur en agosto del año pasado.


“Hay documentos que confirman la culpabilidad de jefes militares georgianos con grado de general de brigada por crímenes cometidos”, dijo Bastrikin en una rueda de prensa celebrada este viernes en Moscú.

Según Bastrikin, el Comité de Investigación tiene información sobre las ordenes que dieron jefes militares georgianos para exterminar a los habitantes inocentes de Osetia del Sur.

Al propio tiempo, indicó que “aún no se ha logrado obtener acceso a las órdenes directas del Comandante en Jefe del Ejército georgiano (Saakashvili), pero se trabaja para hacerse con tales órdenes.

El jefe del Comité de Investigación también informó de que más de 5.300 personas fueron reconocidas como víctimas de la agresión de Georgia contra Osetia del Sur.

“Quedó comprobado plenamente el cuerpo del delito: el genocidio y asesinato de gran número de civiles. Se reconocieron como víctimas 5.315 personas”, precisó Bastrikin.

Según sus palabras, participaron en la investigación más de cien jueces de instrucción y fiscales y fueron interrogados más de 1.000 testigos.

Al amanecer del 8 de agosto de 2008 el Ejército georgiano invadió el territorio de Osetia del Sur y atacó Tsjinvali, su capital y otros poblados con artillería pesada, lanzamisiles múltiples “Grad”, tanques y francotiradores que dispararon contra la población civil.

A consecuencia de la agresión, Tsjinvali quedó prácticamente destruida, el número de muertos entre la población civil supera a 1.600 personas, según la parte suroseta.

Tras constatar que las fuerzas de paz de Rusia, con refuerzos recibidos (hasta 10.000 soldados y centenares de unidades de material bélico), controlaban la situación y la seguridad en Osetia del Sur, el 12 de agosto el presidente de Rusia, Dmitri Medvédev, ordenó el cese de las operaciones militares de las tropas rusas en territorio georgiano, en el marco de la operación para imponer la paz a Georgia.

Rusia reconoció la independencia de Osetia del Sur y Abjasia el 26 de agosto a solicitud de los pueblos y parlamentos de estas repúblicas autoproclamadas desde hace 15 años y estableció las relaciones diplomáticas con ellas el 9 de septiembre.