Jueves, 22 de Enero de 2009
LA PROHIBICIÓN DE SUMINISTRAR ARMAS A GEORGIA, UN PASO HACIA LA PAZ EN EL CÁUCASO

El Presidente de Rusia Dmitri Medvédev firmó el decreto “Sobre la prohibición del suministro de productos militares y de doble uso a Georgia”.


El documento prevé la posibilidad de aplicar medidas económicas respecto a estados extranjeros, organizaciones y particulares que provean de armas a Georgia. En caso de su violación el Gobierno de Rusia presentará propuestas sobre la limitación o el cese de la cooperación tecnomilitar y económico-militar con tales estados y organizaciones. Hasta ahora el único país que trata de proscribir en forma legislativa la colaboración de terceros países entre sí, era EEUU. Sin embargo, los permanentes suministros de armas a Tbilisi por países de la OTAN y las declaraciones de Saakashvili de que Osetia del Sur y Abjasia deben tornar a Georgia, no han dejado a Moscú opción alguna, recalcó el titular de Exteriores Serguey Lavrov.
Estamos convencidos de que una de las causas de la tragedia de agosto era la entrega de armas a Georgia, cosa confirmada por hechos, en violación de los acuerdos vigentes que no admiten el suministro desestabilizador de armas ofensivas a zonas de conflictos. Estos acuerdos fueron menospreciados, pero el hecho más triste consiste en que estas armas entregadas en contra de los principios de dichos acuerdos fueron usados para una agresión. Perecieron centenares de personas. Se dio una situación de catástrofe humanitaria que ayudamos hoy a superar a Osetia del Sur. Por desgracia, la dirigencia y algunos aliados de Georgia vuelven a hablar del rearme del ejército georgiano. Nos preocupa esto porque sabemos cómo usa el régimen de Tbilisi tales armas, puntualizó Serguey Lavrov.

En esto el jefe de la diplomacia rusa indicó que Moscú actúa en plena concordancia con el Derecho internacional a fin de impedir una crisis más en el Cáucaso.