Lunes, 01 de Diciembre de 2008
Chávez autoriza acciones para introducir reelección presidencial a través de una enmienda

Luego de leer una larga lista de agresiones fascistas contra misiones, médicos cubanos y viviendas construidas por el gobierno central en aquellos estados donde ganó la oposición, Chávez indicó que «doy mi autorización al Partido Socialista Unido de Venezuela y al pueblo venezolano para que inicien el debate y las acciones para lograr la enmienda constitucional y la reelección como Presidente de la República, y estoy seguro que ahora sí lo vamos a lograr. ¡Vamos a demostrar quién manda en Venezuela!»


Tras leer una nueva lista de agresiones fascistas por parte de la oposición en estados donde ganaron el pasado 23 de noviembre, como Táchira, Miranda, Mérida, Zulia y Carabobo, el Presidente Hugo Chávez autorizó al pueblo venezolano y a la Asamblea Nacional a realizar acciones para introducir una enmienda constitucional que le permita reelegirse.

«Yo les doy mi autorización al Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) y al pueblo venezolano para que inicien el debate y las acciones para lograr la enmienda constitucional y la reelección como Presidente de la República, y estoy seguro que ahora sí lo vamos a lograr. ¡Vamos a demostrar quién manda en Venezuela!»

«Autorizo las acciones en la Asamblea Nacional y en las calles para lograrlo, y yo, si Dios quiere y me da vida y salud, estoy listo para estar con ustedes hasta el 2019, hasta el 2021 y lo que Dios y el pueblo manden. Estoy listo».

La larga lista de agresiones incluyen ataques a médicos cubanos, desalojos de misiones y centros de salud, así como invasiones a viviendas que eran construidas por el gobierno nacional. «Viendo esto que está pasando, viendo más clara la gran amenaza que se cierne sobre el pueblo venezolano, con estos fascistas que ganaron una gobernación o una alcaldía (…) yo digo: ustedes tienen razón, ‘uh, ah, Chávez no se va’. ‘Chávez se queda’, como dice la canción», dijo el Presidente.

Indicó que las agresiones se hacían con el apoyo de «las televisoras de la extrema derecha, que han aupado el fascismo» y «han armado una gran agresión contra el pueblo».

Cambió de opinión ante el fascismo opositor

Chávez recordó que en 2007 se perdió el referendo para reformar la Constitución; uno de los puntos en la misma era tema de la reelección presiencial. «Yo al respecto quiero decirle al país lo siguente: en 2007, cuando perdimos, dije que aceptaríamos la decisión de la mayoría. Yo dije que esto es una señal para mí, no debo insistir en el tema. Lo que debo es trabajar duro estos 5 años y luego saldrá un líder, hombre o mujer a quien el pueblo le entregue la responsablidad para liderar los destinos de la república. Así pensaba yo hace un año.»

Pero decidió permitir la enmienda «viendo esto que está pasando, viendo más clara la gran amenaza que se cierne sobre el pueblo venezolano con estos fascistas que ganaron una gobernación, una alcaldía, en muchos casos por mínima diferencia».

Reflexión sobre partidos aliados

Igualmente, llamó la atención al Partido Comunista de Venezuela (PCV) y otros partidos políticos con los que tuvo una diatriba durante las elecciones regionales porque no apoyaron algunos de los candidatos regionales del Psuv, indicándoles que «no hay disidencia chavista. Quedó pulverizado el empeño de crear un tercer bloque: que si Guárico, Trujillo. Y algunos partidos supuestamente aliados, se dejaron llevar por el ‘canto de las ballenas’, por el elogio de las oligarquías, dejándose llevar por personalismos. Las puertas de la revolución están abiertas, que cada quien escoja su camino», dijo.

«Hay actitudes que uno no comprendió y nunca comprenderá en algunos de esos partidos. Ellos harán las reflexiones que deban hacer y tomarán las decisiones que deban tomar. Pero aquí quedó claro que no hay chavismo sin Chávez y que no hay disidencia chavista, y que el que traiciona a Chávez se muere políticamente. Vean los casos de Guárico, Carabobo, Aragua, Sucre y otros casos más».

Luigino Bracci